08 junio, 2007

GAME 1: LA LOGICA SE IMPONE

Aplastante, como suele ser casi siempre, la lógica se impuso la pasada madrugada en el AT&T Center de San Antonio, donde los de Gregg Popovich -con la venia arbitral por jugar en casa- ganaron a Cleveland Cavaliers por 85-76. Termino de ver la repetición del encuentro en Sportmania y mi primera conclusión es que la Liga que dirige con mano de hierro David Stern quiere que los Spurs consigan su cuarto anillo y así los que nos dedicamos a esto podamos hablar de una dinastía histórica y bla, bla, bla. Si no, no se entiende que el mejor defensor de la competición, el controvertido Bruce Bowen -dicho por los propios jugadores-, permanezca 40 minutos en cancha y sólo le señalen una miserable falta; ahondando en la cuestión, a su equipo únicamente le señalizaron la escalofriante cifra de 15 -entiéndase la ironía- en todo el partido. A priori, contando con que Duncan, Parker y Ginóbili iban a hacer lo suyo (60 ó más puntos), uno esperaba que el teórico 'Elegido' como supuesto heredero de 'His Airness' se sobrepusiera a la presión y nos diera una de sus habituales exhibiciones de poderío físico y capacidad de tiro; pero no, en su primera presencia en unas Finales, LeBron James hizo un paupérrimo 4/16 en lanzamientos de campo para 14 puntos, añadiendo 7 rebotes, 4 asistencias... y 6 pérdidas de balón. Por lo de las comparaciones -siempre odiosas, y en este caso imposibles-, baste decir que la primera aparición de Michael Jordan en una Final de la NBA (1991) se saldó con 36 puntazos del escolta de los Bulls... ante Los Angeles Lakers de un tal 'Magic' Johnson y Worthy, Scott, Divac, Green y Perkins (MJ perdió ese partido y al final 4-1 y primer anillo para Chicago). ¿Fue todo culpa de Bowen y la pegajosa -y leñera- defensa de los Spurs? ¿O acaso James aún está por hacer como jugador? Su equipo dispone de -al menos- tres oportunidades para demostrar que merecían estar en unas Finales como Campeones de la Conferencia Este. LeBron, como profesional de este deporte, sólo tiene una: volver a su nivel y ganar el partido del próximo domingo. Salvando las (enormes) distancias, como Jordan en el 91.

5 comentarios:

AntiMoragues dijo...

Mencionas a Divac. Y ya tuvo mala suerte ese hombre de jugar dos etapas en los Lakers y perderse justo la etapa del medio, donde L.A. cosechó títulos.

La cosa parece clara. A este paso, San Antonio amenaza con desplazar a Chicago como tercer equipo más laureado de la historia.

Ojalá los Baby Bulls lo impidan.

www.checheche.net dijo...

Desde luego.... si malo para la salud es ver a los Spurs en directo.... ver "una repetición" de un partido de los Spurs ya no tiene perdón de Dios jijijijijiji

Little

heat fan & bad girl dijo...

“Mr. Stern lo siento mucho, fueron las zapatillas, no volverá a pasar”
Firmado: “Cinderella”

El cuento se acaba y no será nada feliz para los Cavs y seguidores de “His Airness”.
Clic-cloc, clic-cloc ¿El ruido del reloj? ¿Una zapatilla que se cae? ¡NO!... Este será el sonido de una Corona tocando tierra.

Para ser Rey hay que primero ser Príncipe.

Aitor Pilán dijo...

"his Airness" sólo ha habido y habrá uno. Y LeBron, pese a todo, se parece mucho más a una especie de Magic anotador que a Jordan. Así que, por favor, dejen de comparar a Mr. 90 millones de dólares por 5 años con NIKE con un tipo que era muy bueno, pero cuando llegó a una final, demostró que podía ganarla. Y le costó, eh, que mira Drexler, perdió la del 89 y luego la del 92, y hasta que llegó a Houston nada de nada...

Por favor, LeBron es muy joven, pero tiene un equipo de mierda, y él no es capaz de levantar una final. Y si lo fuera o fuese, yo sería el primero en disculparme, pero, por el bien de la humanidad, dejen de comparar a este 23 de pacotilla con el único 23 que habrá jamás. ¡que bastante con que lo hagan desde la centrar de NIKE en Oregón, oye!

Y por el resto... pues nada, más de lo mismo...Sapenita, amigo mio, he descubierto un sitio...ay cuando te cuente...uff, que delirio!!! EL AUTÉNTICO MERCADO DE LA CARNE*!


*En sentido literal, carne....barbacoa...cacahuetes....mmmmm...cerveza...

Anónimo dijo...

NADIE PODRA HEREDAR EL TRONO DE JORDAN. FUE UNICO E IRREPETIBLE. JAMES NO ES MAS QUE UN JUGADOR MUY POTENTE Y RAPIDO QUE YA VEREMOS DONDE LLEGARA (Y CUANTOS TITULOS TIENE) CUANDO TENGA 30 AÑOS.