27 marzo, 2009

LARRY BIRD Y LAS AMISTADES PELIGROSAS

Sin citar la fuente original -un muy recomendable artículo de Ken Berger para CBS Sports del pasado miércoles- el diario 'Marca' se despachó ayer un artículo sin firma acerca de unas declaraciones de Larry Bird en las que la leyenda céltica afirmaba que no hay que ser amigo de ningún jugador rival. Respecto a su hipercomercializada relación con 'Magic' Johnson, publican que "siempre traté de distanciarme de él y del resto de jugadores, porque pienso que para ser competitivo, tienes que tener cierta aversión por tu rival. Mucha gente no está de acuerdo, pero yo lo hice así". La traducción es más o menos libre (insisto en leer el original), pero refleja perfectamente la distancia abismal existente entre el baloncesto actual y el de hace 20-30 años, especialmente en lo que se refiere al carácter de los jugadores, a la exigencia de competitividad y al amor por unos colores. Bird sale al paso de las amistades reales existentes entre megaestrellas de la actual NBA como LeBron James y Dwayne Wade y de la posibilidad de que jueguen en el mismo equipo a partir del verano de 2010, como ya se ha especulado en los USA; a lo que se refiere realmente mi idolatrado Larry -y que no publica 'Marca'- es al hecho de que si un jugador está seguro de sus posibilidades como 'crack' lo que desea por encima de todo es 'medirse' al rival y superarle, no aliarse con él. Como reflexiona Berger: Russell tuvo su némesis en Chamberlain; Bird la tuvo en 'Magic'; Jordan... no tuvo un rival real y al tiempo tuvo a todos los que se pusieron en su camino... pero ¿y luego? Kobe Bryant -lo reconozco- tampoco ha tenido una némesis real en las canchas, y menos cuando tuvo de 'compi' a Shaquille -otro que tal-. Si encima los que ahora y en un futuro cercano -James y Wade- pueden marcar distancias con el resto se declaran amigos y pueden llegar a jugar juntos... adiós a la mercadotecnia de las rivalidades entre jugadores y/o equipos. Ese es el sentido de las palabras de Larry 'Legend', por eso le admiro, y por frases como la que hoy cierra este post:
"You always hear'em talk about how they're gonna be free agents, and maybe they'll play together. I don't buy into that. If you're good enough, if you're on the level that Kobe is, then give me some good players around me and let's see if we can beat all of 'em. That was my thinking. You always think it's going to be great. They always say the grass is greener. They think it is, but sometimes it's not."

7 comentarios:

jr dijo...

Desde luego que corren otros tiempos donde el marketing impera. Yo creo que Bird no era amigo ni de sus compañeros.

Nacho Sapena - Periodista dijo...

No me seas provocador...

Little dijo...

¿Amigo de alguien? Si disfrutaba humillando a todos los rivales a base de canastas imposibles... y es verdad, da asco ver las mariconadas de ahora... la entrada de Ariza a Rudy no es nada... ¿o no recordamos a Kurt Rambis y McHale?

Nacho Sapena - Periodista dijo...

O a Laimbeer, o Mahorn, o Malone, o Rodman... amistades en la cancha pocas; ahora, calidad de la buena...

Anónimo dijo...

En ésto de la NBA cualquier tiempo pasado fue mejor..

Mo Sweat dijo...

Como decía Vanessa Williams: Oh how the years go by...

hanmatadoakenny dijo...

Completamente de acuerdo, Nachete, pero total total. Ya no hay rivalidades cmo las de antes ni espectáculo como el de antes a pesar de los megacracks o precisamente por culpa de ellos.

Un abrazo