20 agosto, 2007

LOS GRANDES TAMBIEN YERRAN

Afortunadamente, es tal el espíritu humano que hasta los más grandes están sujetos a la equivocación más desafortunada. Pongamos un ejemplo. Uno de los más grandes en los Estados Unidos de América en esto del baloncesto (desde un punto de vista periodístico/analítico) es el señor Charley Rosen: el simpático abuelete de la foto es analista de la NBA para Fox Sports y autor de, entre otros, libros como 'The Pivotal Season' (acerca de la temporada 71-72 de los Lakers con Wilt Chamberlain) o 'More than a game' (coescrito con Phil Jackson). Vamos, que es de los que sabe. Y cobra un pastizal por ello. Pero es humano y, a veces, también falla, incluso estrepitosamente. Leo con estupor en su último artículo para la respetable Fox, titulado "Team USA must adapt in order to win", en el que versa acerca de la adaptación de la Selección norteamericana a las normas FIBA en torneos internacionales, el siguiente párrafo:

"Because of the 30-second shot clock (instead of the NBA's 24), the concentration
of defenders is likewise extended on every possession. The extra six seconds
translates into more ball- and player-movement, as well as better shots.
This timing upsets the habitual rhythms that NBA defenders are used to."

Vamos, que según Charley Rosen en el baloncesto FIBA seguimos teniendo posesiones de 30 segundos (¡¡!!) y yo sin enterarme. Le recomiendo un paseíto por la consulta del doctor para que se lo haga mirar. Más que nada porque los que habitualmente le leemos -compartamos o no su opinión- no estamos acostumbrados a este tipo de sorpresas... garrafales. Esperemos que los chicos del 'Coach K' lo lean y así les sirva como perfecta excusa cuando fallen en su próximo compromiso internacional.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Un toque de atención muy bien dado, sí señor. Así se entiende la prepotencia que demuestran los norteamericanos en torneos internacionales y su profundo desconocimiento de las normas fuera de la sacrosanta NBA.

Anónimo dijo...

Un toque de atención muy bien dado, sí señor. Así se entiende la prepotencia que demuestran los norteamericanos en torneos internacionales y su profundo desconocimiento de las normas fuera de la sacrosanta NBA.

Anónimo dijo...

Un toque de atención muy bien dado, sí señor. Así se entiende la prepotencia que demuestran los norteamericanos en torneos internacionales y su profundo desconocimiento de las normas fuera de la sacrosanta NBA.

www.checheche.net dijo...

¿Y no es más fácil decir que los NBA made in USA son una colección de esteroides con poco cerebro para eso de interpretar un partido sobre la marcha? Porque como todo lo resuelven cogiendo el balón y haciendo la guerra cada uno por su cuenta.

Little

Nacho Sapena - Periodista dijo...

Bueno, Little, creo que con Jason Kidd como base titular la cosa cambiará en la próxima cita internacional...

hanmatadoakenny dijo...

Muy bueno, Nashville, leña al abuelo que es de goma!!!

JAJAJA!!!

el abuelo de heidi dijo...

No os metáis con mi primo de USA